Consejos para un viaje [largo] en moto – parte 2

Este artículo es la segunda parte de los “Consejos para un viaje [largo] en moto”, detallaré los puntos a tener en cuenta mientras se esté realizando el viaje programado. Entonces…

DURANTE EL VIAJE EN MOTO

5., 4.., 3…, 2…. 1…. Arrancamos

En el momento que ponemos primera y nos alejamos de nuestro hogar ha comenzado el viaje, desde ese momento en adelante comienza la etapa de disfrutar verdaderamente lo que tanto planeamos.

Siempre hay que recordar que lo más importante en un viaje es volver.

Fernando Picasso

Siempre hay que recordar que lo más importante en un viaje es volver, y para poder hacerlo tendremos que seguir teniendo en cuenta algunos puntos específicos:

Comunicación durante un viaje en moto

Debemos anticipar y resolver de antemano el tema de la comunicación, desde el primer día de viaje.

Tendremos que tener alguna persona que nos vaya siguiendo durante el viaje, esto comúnmente lo hace una novia, una esposa, una madre o amigo. Cualquiera puede ir sabiendo con bastante exactitud por qué zona andamos y para dónde vamos.

Esta comunicación se produce de forma coloquial y casi sin darnos cuenta, contamos por donde andamos, que vimos, para donde nos dirigimos, alguna pequeña anécdota, etc.

De esta comunicación a veces surgen informaciones que afectan nuestro viaje:
– Mira que anuncian lluvia, o la ruta X dicen que está cerrada, o
– Hay un gran accidente en…

Cualquier comentario de este tipo ponen automáticamente la situación ante una decisión: si seguimos con lo planeado o lo alteramos. La conclusión a la cual lleguemos nuestro contacto se enterará.

Uno de los grandes errores que encuentro en este ítem es que las personas naturalizan su realidad como algo común a cualquier otro lado. Dicho en otras palabras: creen que donde vayan tendrán la posibilidad de comunicarse a través de internet o por teléfono como normalmente lo hacen, esto dista mucho de ser así.

Sólo en las grandes ciudades o puntos turísticos se darán estas condiciones, pero a medida que entremos en terrenos inhóspitos más difícil será establecer algún tipo de comunicación.

Para tranquilidad de las personas que esperan nuestro contacto es imprescindible anticiparnos a esta situación y trasmitirla. Al mismo tiempo establecer algún sistema alternativo. En mis viajes uso mucho las estaciones de servicio para conectarme a internet.

De allí que selecciono muy bien en cual hacerlo no sólo por la calidad de la nafta sino por los servicios extras. Algunas veces le pifio, tienen un cartel con mucha facha pero cero internet y unos baños deplorables.

Cuando estemos por ingresar a alguna zona inosita o de difícil acceso es imprescindible que avisemos a alguna autoridad sobre nuestro propósito y destino: policía, guardia de parque nacional, etc.

Cuando terminemos de atravesar esa ruta, camino o sendero deberemos nuevamente informar que lo realizamos exitosamente. Si no hiciéramos esto al poco tiempo se formará un operativo para localizarnos, por lo tanto es una responsabilidad grande involucrar a las autoridades. En algunas zonas es fundamental para que estemos lo más seguro posibles.

Equiparnos bien para viajar en moto

En el trabajo de planificación pudimos conocer los climas y temperaturas esperables durante el viaje, pero al estarlo haciendo efectivamente sabremos que nos espera por delante. Por lo tanto deberemos equiparnos según esta información.

No hay situación peor que el pronóstico anticipando anuncie lluvias y nosotros no hagamos caso de él. Tener que desarmar la moto para buscar el equipo en medio de un chaparrón es una de las peores experiencias ya que no solo nos mojaremos sino que no sabremos que más se está mojando en el equipaje.

La temperatura baja 1°C por cada 10 Km/h que llevemos

Popular

Ante situaciones de frío debemos recordar que la temperatura baja 1°C cada 10 km/h de velocidad. Esto que parece tan complicado en realidad es muy simple, permítanme ejemplificarlo:

El pronóstico del tiempo dice que tendremos 20°C, casi calor. Por efecto del viento generado por la velocidad y suponiendo que vayamos a 90 km/h, por lo dicho anteriormente tendremos que la temperatura a la cual estaremos sometidos será de 11°C o sea bastante frío.

Si la temperatura desciende  1°C cada 10km/h, al ir a 90 km/h descenderá 9°C, entonces tendremos el resultado de 20 – 9 = 11°C

Como verán es muy fácil equivocarse en la indumentaria a usar durante el tramo que haremos. Nos enfriaremos y dependerá de nuestras defensas no enfermarnos. Recordemos que en un viaje largo las mismas disminuyen mucho por alimentación, cansancio, stress y varias cosas más.

Tengo un “sistema” para saber si estoy bien vestido para la ruta: si tengo bastante calor al prepararme para salir estaré bien en el camino, si por el contrario, si estoy cómodo antes de arrancar entonces tendré frío.

Respetar la moto

Recordar lo que dije anteriormente, lo más importante de un viaje es volver. Para poder hacerlo es fundamental que respetemos todas las señales de tránsito que encontremos, también que viajemos en condiciones de seguridad.

También debemos estar atentos a otros tipos de señales, como por ejemplo nuestra sed. Recuerden que si sentimos la necesidad de líquido ya habrá comenzado un proceso de deshidratación que puede tener serias consecuencias en muy poco tiempo.

(En otro artículo ya hable específicamente de esto)

Las señales de cansancio son importantes, a medida que el viaje avance iremos acumulando cansancio. El grado del mismo dependerá mucho de nuestro estado físico y edad.

Suele jugarnos muy en contra ya que en la planificación raramente tenemos este factor en cuenta. Si nuestra proyección diaria de km es alta, cuanto más cerca del final estemos más complicado nos resultará cumplir con la cuota fijada.

Esto se vuelve peligroso ya que con nuestro cansancio disminuyen los reflejos y la fuerza muy necesaria en algunas situaciones. De no estar atentos podremos tener accidentes.

Deberemos ver la posibilidad de hacer paradas extras o quedarnos más tiempo en un lugar si vemos que aparecen estos síntomas.

Descanso durante el viaje en moto

Considero este uno de los ítems a tener muy en cuenta durante un viaje largo, por eso hago este apartado especial si bien fue mencionado en el punto anterior. El cansancio siempre aparece y muchas veces se disimula con la emoción o el entusiasmo y no llegamos a darle la debida importancia.

El descanso no es algo meramente físico, y acá nuevamente serán factores determinantes la edad, el estado físico y la preparación. Para poder revertirlo ya sabemos que dormir más o mejor ayudará a quitarlo.

Pero hay otro cansancio que raramente tenemos presente que es el stress del viaje. Entendemos la palabra stress como algo relacionado con lo NEGATIVO y nunca pensaremos que un viaje de placer pueda producirlo.

El stress es una reacción fisiológica del organismo donde se ponen en juego mecanismos de defensa para afrontar una situación que se percibe como amenazante o de demanda incrementada, esta es una de las definiciones que da el Google.

Toda situación nueva o desconocida incrementa los mecanismos de defensa. Segregaciones que nos ponen alerta o eufóricos, instintos muy primitivos de correr o atacar.

Estas emociones exaltadas creemos que son consecuencia del viaje y la aventura, en parte lo son, pero otra parte es producto de estos mecanismos mencionados.

A medida que pasan los días esto se incrementa y termina siendo un exceso trayendo consecuencias. Una de ellas es la disminución de la concentración, otra es que la adrenalina que deja los músculos abatidos multiplicando el cansancio físico.

Todos estos procesos los podrá explicar un médico mucho mejor que yo, no es tan importante saber el proceso, sino reconocer que existen y prestar atención.

La forma de resolver esto es DESCANSANDO, pero este descanso es de la cabeza. Tomarnos un tiempo sin hacer nada disfrutando del entorno, llamémosle un descanso “mental”.

Veo muchos viajeros programando viajes largos donde no han dejado ningún día para descansar. En lo particular tomo un promedio de un día de pleno descanso por cada seis días de viaje.

No digo que esos viajes no se puedan realizar, digo que se incrementan las posibilidades de tener algún tipo de accidente debido a la falta de atención y velocidad de respuesta muscular.

Agua durante un viaje en moto

Todo lo descripto anteriormente se produce gracias al agua que posee nuestro cuerpo, podríamos decir que ella es el combustible del cerebro. Recordemos que eliminamos un gran porcentaje mediante la traspiración por la actividad física de conducir una moto.

Es imprescindible que nos mantengamos hidratados en todo momento. Recordemos: si tenemos sed quiere decir que el proceso de deshidratación comenzó.

Si tenemos sed quiere decir que el proceso de deshidratación comenzó

Fernando Picasso

Aprovecho el punto para hacer hincapié en la necesidad de llevar siempre una buena provisión de agua durante el viaje, me atrevería a decir que es casi más importante que llevar un bidón extra de nafta.

En el camino podremos sufrir cualquier tipo de improvisto y dependiendo de la zona cabría la posibilidad de que estemos un largo tiempo bajo el sol. Estas condiciones aumentan exponencialmente la deshidratación.

Considero que este es uno de los grandes peligros ocultos de un viaje largo. Recuerdo el caso de un viajero que sufrió esta situación en la autopista que une Rosario con Córdoba, estuvo mucho tiempo esperando el auxilio al rayo del sol.

Al mirar el mapa ninguno pensaría que en esa ruta acecha ese peligro y ya ven, pasó.

Por lo tanto nuestro equipaje para un viaje largo en moto tiene que contener al menos dos litros de agua, en mi caso llevo casi cinco.

Estos son algunos de los puntos que considero importante tener en cuanta ante la planificación de un viaje, cualquiera sea, pero principalmente ante uno largo.

Espero te sirva de referencia

Enlaces relacionados

Consejos para un viaje [largo] en moto – parte 1

Deja un comentario

Abrir chat
A %d blogueros les gusta esto: